Portada del sitio > Artes > Del Sonido > Rockabilly: la feria viviente

Rockabilly: la feria viviente

Martes 19 de abril de 2011, por elnegro

La tendencia no deja duda al fracaso. Desde algunos meses es difícil hojear revistas sin encontrar grandes gafas, grandes copetes y los delineadores. La brecha abierta por Dita Von Teese y Amy Winehouse no está dispuesta a cerrarse. Tanto en las pasarelas como sobre el papel, los vestidos primaverales como las cazadoras negras, los fulares y talones compensados. Todo esto ha hecho creer a los expertos (de la moda), el año 2011 marcará “el gran regreso del rockabilly” sobre los escenarios y los armarios. Los especialistas del movimiento se divierten escuchando esta profecía. Comenzando por el fotógrafo australiano Steven Stiewert: ¿estás bromeando?, el rockabilly nunca murió…

Foto periodista reconocido Stierwert es un apasionado. Desde hace años sigue los eventos del calendario rockabilly para inmortalizar hombres engominados y viejas mujeres americanas. En los bares de Sydney en la Feria de los Cincuentas de Seider House donde se lleva acabo el festival anual Greazefest Kustum Kulture, Steven los cree puristas. “Coleccionistas avaros, que viven como en los años 50s. No se conforman con algunos adornos, ellos amueblan toda su casa con piezas rarasy mesas de época sin olvidar los autos oldies. Algunos incluso miran la televisión en blanco y negro, todos con un estilo old school”. Sobre las viejas tornamesas con acetatos originales de Elvis, Cash, Carl Perkins, Charlie Rich ó Roy Orbison pero también de 45T, Stray Cats ó Meteoros.

Happy Fifty’s

“Nada que ver con la nostalgia, estos simpatizantes ni siquiera habían nacido en los 50’s ” ¿entonces que los mueve? “Tocamos una forma de rechazo a al consumo de masas, y la producción de masa, no son simplemente pequeños jóvenes que descubren a Elvis existe también un amor sincero a la moda, de su vivacidad y de los colores de esa época que rompe con el razonamiento y la funcionalidad”. Tenemos la tendencia a olvidar, pero el rockabilly está considerado como la primera corriente “rebelde” del rock’n’roll. Esta mezcla de Rock y de hillbilly ha tenido diferentes cambios sociales. La reivindicación de ciertas indiferencias, el rechazo a la educación austera de los años cuarentas y la diferenciación entre una nueva categoría entre la infancia y la edad adulta, los “teenagers”. En los textos la primer pregunta son las fiestas, los coches, la vida a mil por hora, la relación entre hombres y mujeres (ó padres hijos) y las frustraciones de los adolescentes. Pero atención… si los temas hacen saltar las bardas, el movimiento, no tiene nada de superficial. Llevado por los míticos temas “That’s all rigth (Elvis P. 1954)” y “Blue Suede Shoes (C. Perkens 1956)” le rockabilly tiene el don de horrorizar a los conservadores y segregacionistas. Para ellos estos jóvenes no son más que banda de mal educados.

Fenix

Incluso hoy, el rockabilly a conservado intacto su fuego contestatario. En Japón, Steve Stierwert a seguido a un grupo de Harajuku que establece esta cultura como un emblema “es una forma de exhibicionismo contra el rigorismo de la sociedad nipón” y adjunta “lo que es fascinante con el rockabilly: siempre existe. Sea de una forma o de otra” . Desde los años 1950 no para de renovarse y de reinventarse. Hay muchos ejemplos alrededor del rockabilly en la Inglaterra de Teddy Boys, después varios grupos en la década de los 1980 como los Smiths (y más aun Morrisey) influenciados por la sonorización del Rockabilly. El rockabilly ¿sería como el fenix?,¿renaciendo miles de veces de las cenizas?. Esta cultura a influenciado nuestra vida cotidiana de una manera u otra.

En Sydney sus adeptos combinan la herencia con lo mejor de la vida moderna. La igualdad hombre-mujer, la repartición igual de tareas, el derecho a la minorías, no hay persona que quiera regresar atrás. Como dije el rey “lo importante del rockabilly es que está en constante evolución”.

Por Judith Oliver

Traducción Marvin Mesinas

Comentar este artículo